Perderlo todo por la Fe: casa, trabajo, coche, estudios, vacaciones, tranquilidad, seguridad y una vida confortable…Renunciar a todo por un Amor más grande.

Esta es la historia de cientos de miles de cristianos que han tenido que huir de sus casas por no renunciar a su Fe. En Irak, en Siria y en otros muchos países. Estas son las historias que el lector encontrará en este libro, escrito en tierras libanesas y publicado en suelo español.

Cristianos de toda edad y condición que de la noche a la mañana vieron dar un giro de 180º a su vida. Cristianos que en su momento hicieron un acto de Fe que les llevó a perderlo todo. Cristianos que nos deben servir de ejemplo. Cristianos que quizá algún día, Dios no lo permita, desaparecerán de Siria e Irak.

“Pese a que la situación mundial hoy es muy difícil, sobretodo la de los cristianos en Oriente Medio, y pese a que los cristianos iraquíes lo hemos perdido todo: nuestra tierra, nuestra casa, nuestra iglesia y nuestra historia, tenemos la esperanza de que todo cambiará. Esta esperanza está basada en nuestra fe cristiana”

Mons. Emil Nona, arzobispo de los caldeos de Mosul, en la carta a los lectores de este libro

Anuncios